Cuba propinó el primer nocaut y entra en pelea por la de plata

0
21

Una ofensiva devastadora de 14 imparables le dio a Cuba una inapelable victoria por nocaut 13-1 sobre República Dominicana en el béisbol de los XXIII Juegos Centroamericanos y del Caribe, juego que cerró la jornada del jueves en el estadio Édgar Rentería.

El Clásico del Caribe fue sentenciado por Cuba en el octavo inning, en el cual anotó 8 carreras. Dominicana, que era home club, no pudo reducir la diferencia de 12 rayitas en la parte baja de esa entrada y, por consiguiente, se consumó su derrota por la vía del nocaut, que se decreta cuando un equipo vence por 10 o más carreras a su oponente.

Cuba completó así marca de 3 victorias y 2 derrotas, igualado con Colombia, su principal rival en la lucha por la medalla de plata. Estas novenas se enfrentarán el domingo a partir de las 8 de la noche.

Previamente, Nicaragua derrotó 6-2 a Panamá y Puerto Rico 2-1 a Colombia para asegurarse de manera anticipada la medalla de oro, un logro que no conseguía desde los Juegos de San Salvador, en 2002.

La novena dirigida por Carlos Martí anotó una carrera en el primer episodio, cuatro en el sexto y ocho en el octavo. La única de Dominicana fue en el sexto, en las piernas de Jhonatan Reynoso. Los anotadores por Cuba fueron Roel Santos (2), Yurisbel Gracial (2), Yordanis Samón (2), Frederich Cepeda (2), Carlos Benítez (2), Yordan Manduley (1), Alexander Ayala (1) y Raúl González (1)

El pitcher ganador fue Lázaro Blanco, quien logró su segunda victoria en el torneo. Blanco lanzó 7 entradas completas, permitiendo 5 hits, una carrera, una base por bolas y recetó 6 ponches. Fue relevado en el octavo por Erly Casanova.

El perdedor fue César Valdez (1-1), que estuvo cinco y dos tercios en la lomita. Le conectaron 8 imparables, le anotaron 5 carreras, dio una base por bolas y ponchó a 4.

Este viernes, a partir de las 10:00 a.m. Cuba se enfrentará a Nicaragua. A las 3:00 p.m. Panamá a Nicaragua y a las 8:00 p.m. México a Venezuela.

No hay comentarios

Dejar respuesta